El Correo Gallego

Noticia 28 de 30 noticia anterior de Haciendo Galicia Especiales » Haciendo Galicia

EUROESPES

La medicina que se anticipa a la enfermedad

EuroEspes fue pionero a nivel mundial en la creación de la Tarjeta Farmacogenética // Descargar en formato .pdf

11.06.2016 
A- A+

Si la medicina fuese una religión, EuroEspes sería una de sus grandes catedrales en Europa. Desde las instalaciones que posee en Bergondo, donde fue fundada hace veinticinco años, cinco lustros en los que constantemente se fue modernizando con la incorporación de la tecnología más puntera, esta institución de investigación biomédica ocupa un lugar destacado en el mundo científico, gracias a los continuos avances que salen de sus salas de experimentación y estudio, sobre todo en el campo de la medicina genómica. En el recuento de sus grandes hitos, aquellos que lo convierten en referencia internacional, destacan ser el primer centro europeo que registra la patente de una vacuna contra el Alzhéimer en Estados Unidos, la creación de la Tarjeta Farmacogenética, que permite prescribir el tratamiento personalizado más adecuado a cada paciente, y la elaboración de la primera Guía Mundial de Farmacogenómica, la base de datos más completa del mundo en esta especialidad.

Ramón Cacabelos dirige, con su vasto saber adquirido en un gran número de universidades españolas y extranjeras, este auténtico templo de la ciencia médica, levantado en un enclave natural privilegiado, cuyo apacible entorno invita a la investigación sosegada y sin urgencias. Desde hace más de dos décadas, aquí se practica la medicina del futuro, basada en la identificación precoz de las enfermedades, mediante el estudio de la información genética de cada paciente, personal e intransferible. Es un método que facilita adelantarse a las dolencias para prevenirlas o paliarlas con la medicación más apropiada cuando se manifiestan.

La razón de ser de EuroEspes es el bienestar de la gente y a su servicio ponen el progreso científico que generan. Por encima de la opinión médica, priman los datos numéricos del paciente, extraídos de un conjunto de pruebas realizadas a una velocidad asombrosa para lo que suele ser el habitual tiempo de espera en este tipo de exámenes. En tiempo real se digitalizan los resultados y al instante se encuentran a disposición de todos los especialistas del centro en sus terminales informáticas. Entonces, elaboran los diagnósticos y acercan el conocimiento a los pacientes, pues es el contacto con estos lo que orienta el trabajo de los profesionales de EuroEspes. “La ciencia no puede estar secuestrada en el laboratorio”, acostumbra a repetir Ramón Cacabelos, como una de las máximas que guían los pasos del instituto que preside.

Uno de los grandes acontecimientos mundiales que protagonizó EuroEspes, dentro de su especialidad de medicina genómica, fue la creación de la Tarjeta Farmacogenética. Gracias a su formato digital, por primera vez el paciente puede llevar encima toda la información necesaria para que en cualquier parte del planeta le puedan recetar la medicación que más eficazmente le va a curar. Esta tarjeta incorpora el perfil genético de su usuario, su individualidad química que aconseja el tratamiento farmacológico más preciso. Sin ella, la administración de fármacos y de sus dosis se prescribe de forma general de la misma manera para todos los que padecen una misma enfermedad. Pero como no todos los pacientes son iguales, esto provoca que la eficacia de los tratamientos disminuya, con un margen de error terapéutico que bascula entre un 20 y un 80 %.

Con la Tarjeta Farmacogenética el tratamiento se realiza de forma personalizada, recetando aquellos medicamentos que mayores posibilidades de efectividad puedan tener, de acuerdo a las características genéticas del paciente. Al médico le permitirá anticiparse a respuestas inadecuadas de los fármacos; al paciente, conocer cómo metaboliza su cuerpo los medicamentos que tomará a lo largo de toda su vida; y a la Administración, un considerable ahorro en la factura farmacéutica al evitar tratamientos ineficaces.

Con un impresionante bagaje de diez patentes desarrolladas y más de 1.500 contribuciones científicas a nivel internacional dando lustre a su historial, EuroEspes también consiguió situarse en la vanguardia del mundo de la investigación médica con la publicación de la primera Guía Mundial de Farmacogenómica, resultado de un trabajo multidisciplinar en el que participó un amplio equipo del centro durante cinco largos años. Esta guía incluye el análisis de 1.395 productos farmacéuticos y de 447 genes de relevancia farmacogenética.

Esta obra, editada en tres formatos diferentes –libro, CD ROM y Website, constituye una herramienta fundamental de consulta para los profesionales que, en torno a la praxis farmacogenómica, opten por un modelo más eficiente de la medicina, predictiva y personalizada.