El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Galicia | galicia@elcorreogallego.es  |   RSS - Galicia RSS

Presidente de la Confederación de Empresarios de Galicia

Antón Arias Díaz Eimil: “Tras el crédito hipotecario, la CEG es una organización sostenible, viable y activa”

{ A Coruña, 1962 } De camino a los siete meses al frente de la patronal gallega, no se arrepiente de haber cogido el toro por los cuernos, aunque fueron muchos los quebraderos de cabeza, dice, por temas baldíos. Solucionados los problemas de liquidez, con cuentas de 2016 con resultado positivo y con cierta paz institucional, ahora toca pensar en el futuro

SANTI RIVEIRO. SANTIAGO  | 13.08.2017 
A- A+

¿Se han calmado las aguas con las patronales ‘rebeldes’?
Siendo cierto que desde las provinciales de Ourense y Pontevedra se defienden análisis de situación y modelos de organización diferentes a los de la mayoría de las organizaciones que integran la CEG, en estos momentos dichas diferencias no se exteriorizan con tanta virulencia ni por cauces ajenos a la estructura orgánica como se hacia al principio del actual mandato.
Conseguida la financiación hipotecaria sobre la sede compostelana, ¿cuál es la actual situación económica-financiera?
La CEG es una organización sostenible y viable. Es más, las cuentas de 2016 arrojan un saldo positivo. Repito, hay viabilidad, pero una mala gestión llevó a un problema de tesorería que, de haber continuado, podía habernos llevado a la quiebra. El crédito hipotecario normalizó la situación y ahora hay liquidez. Por la vía de las cuotas empresariales y la participación institucional.
¿Será usted el primer presidente, tras el fracaso de los dos últimos desde 2013, en presentar cuentas y aprobarlas?
La formulación de cuentas depende de la junta directiva y la aprobación de las mismas de la asamblea general. Nuestra intención es formular las cuentas en el transcurso del próximo mes de septiembre, y una vez transcurrido el plazo que marcan los estatutos, celebrar la asamblea para someterlas a su aprobación.

Entrevista completa en El Correo Gallego (edición papel) y en Orbyt